LACTANCIA MATERNA Y SUS CLAVES

Si estás embarazada o acabas de ser mamá, esta entrada de blog te interesará para disfrutar de la lactancia materna.

Es importante antes de ser mamá saber lo bueno que es dar el pecho a tu bebé y cuál es la mejor posición.

Dar el pecho es algo instintivo, pero debemos saber cómo tiene que ser el agarre y la postura para amamantar. Así evitar las terribles grietas o dolores en el pecho durante la lactancia materna.

¿Qué debo saber antes de empezar?

Una vez das a luz, debes tener el bebé encima de tu cuerpo, piel con piel, al menos durante las primeras 2 h. En estas dos horas se debe producir el agarre espontáneo del bebé al pecho.

Si esto no ocurre no sufras. Deberás saber cuál es el agarre correcto al pecho y la posición que debes tener para amamantar a tu bebé.

¿Cómo debe agarrarse el bebé al pecho?

El agarre es la manera en la que el bebé coloca la boca para extraer la leche del pecho de manera efectiva y sin causar dolor.

La posición correcta y sobre todo a tener en cuenta al principio es:

  • Cuerpo del bebé en línea recta. Su oreja, su hombro y su cadera deben trazar una línea recta.
  • Tu pecho y la cabeza del bebé deben estar alineados, evitando que se formen ángulos o que el bebé torsione el pezón.
  • Ambos labios evertidos (hacia fuera en forma de pez), agarrando toda la areola o gran parte de ella, no solo el pezón.
  • Cuando el bebé succione, sus mejillas deben redondearse y mover toda la mandíbula inferior hasta la oreja. Debe hacer pequeños movimientos de flexo extensión de su cabeza.
  • La cabeza debe estar en posición neutra. No debe estar muy flexionada, ni muy extendida.
  • Rozar con nuestro pezón sobre sus labios de arriba abajo para que abra la boca, entonces acercar su cabeza a nuestro pecho, no al revés.

Es importante estar atenta a las señales de hambre del bebé, debemos evitar que se enfade y llore para conseguir un buen agarre.

La postura para la lactancia materna que elijas debe ser cómoda y que disfrutes dando el pecho. En el siguiente link tienes distintas posiciones.

Posturas para dar el pecho.

Los primeros 15 – 20 días es normal que duela cuando el bebé se agarra al pecho.

Al inicio de la lactancia materna, los primeros 15 – 20 días, es normal que cuando el bebe se agarra al pecho duela. Notarás como un pellizco que debe desaparecer mientras dura la toma y con los días desaparecer.

Es importante no tener dolor durante toda la toma, si no pueden aparecer grietas o morados. Deberás corregir la postura del bebé y la tuya para ver si mejora el dolor. Si aun así persiste el dolor deberá acudir a un profesional para que valore como lo hacéis. 

En Nadons, tenemos fisioterapeutas y osteópatas pediátricos especializados en lactancia donde te ayudaremos a valorar si tu bebé tiene un buen agarre.

Se debe valorar si existe alguna tensión en la boca del bebé que no le permite abrir bien, la presencia de frenillo que limita la movilidad de la lengua, retrognatia (mandíbula inferior hacia dentro) o alguna otra limitación.