TRUCOS PARA AYUDAR A LA DISQUECIA DEL LACTANTE

Tu bebe ha nacido y hace caca todos los días sin problema. Al cabo de un mes aproximadamente deja de hacer caca, se retuerce cada vez que le das de comer, se pone rojo y llora, hace fuerza, regurgita… Los bebés nacen con un mecanismo automático para hacer de vientre, normalmente cuando comen, esto se le llama reflejo gastrocólico. Cuando este reflejo no se activa, el bebé tiene que aprender a hacer caca por si solo. Algo que parece tan fácil es toda una aventura para ellos.

¿POR QUÉ A TU BEBÉ LE CUESTA TANTO HACER CACA, CUANDO ANTES LA HACIA PERFECTA?

Tu bebé esta experimentando una nueva experiencia que empieza al finalizar el primer mes de vida. Algunos bebes pierden el reflejo gastrocolico que les ayuda a ir de vientre y solo lo consiguen tras mucho esfuerzo. Cuando pasa esto te preguntarás ¿será estreñimiento? Pero la caca que ha hecho es blanda y liquida… a esto se le llama disquecia del lactante.

La caca del bebé recién nacido debe ser blanda y liquida, en el caso que no sea así debes sospechar que tu bebé esté sufriendo estreñimiento.

La disquecia es la dificultad para hacer caca debido a la falta de coordinación y control de la musculatura del esfínter, en que se cree que en lugar de relajar el esfínter lo contraen. Es algo que deberán aprender y debido a una inmadurez a algunos bebes les puede costar más. Suele ir acompañado de llanto, esfuerzo o incomodidad que dura unos minutos.

¿LA ESTIMULACIÓN DEL ANO PUEDE AYUDAR A MI HIJO?

No se aconseja estimular el ano, ya que no solucionamos el problema, sino que actuamos sobre la consecuencia. El bebé debe aprender a expulsar las heces el solo. Se trata de un proceso natural dentro del desarrollo. 

Te preguntaras ¿cómo lo puedo ayudar?

Las claves para mejorar la disquecia del bebé en casa:

  • Hacerle masajes en la barriga: hacer círculos en su barriga en sentido de las agujas del reloj. Escribir I Love U en su barriga, primero hacer una I en el lado derecho, después una L invertida y finalmente la U también invertida.
  • Hacer la bicicleta: levantar las rodillas del bebé arriba y abajo, mantener cuando subimos unos segundos y luego estirar. Girar en círculos en sentidos de las agujas con la pelvis un poco flexionada y por último pedalear con flexión de pelvis.
  • Hacer baños con agua templada con el bebé sentado, que el agua le cubra el culete.
  • Portear el bebé. 

Si aún así vuestro bebe no mejora os aconsejo que acudáis a un fisioterapeuta y osteópata pediátrico para que os ayuda a liberar tensiones y facilite al bebé hacer caca solo. Pero sobretodo paciencia, algunas veces pueden tardar días sin hacer caca.

En Nadons Fisioterápia estaremos encantados de ayudaros.